Conversaciones sobre el Futuro.

Aprovecho esta conversación entre dos líderes como Pep Guardiola y Juanma Trueba para hablar de tres ideas principales que me deja este video, seguro que tú encuentras muchas más.

LA PASIÓN. Es el motor que me impulsa a hacer lo que hago. He tenido fases de mi vida que no he disfrutado con lo que hacía y siempre he tendido a buscar lo que me apasiona, que es entrenar. Después de ser futbolista, es lo que más pasión me producía, he descubierto en ser entrenador una fuente de pasión increíble y esta pasión es que trato de contagiar a mis jugadores en el día a día. Me siento muy afortunado por ello e intento llevar a cabo una de las mejores enseñanzas que nos dejó Steve Jobs “Ama lo que haces y dedícate a lo que amas”.

PLANEAR COMO QUIERES QUE SE COMPORTE TU EQUIPO EN EL CAMPO. Al final todo el tiempo que pasamos formándonos, preparándonos y entrenando es para que el equipo se comporte de una forma determinada dentro del terreno de juego y pueda superar a un rival concreto en cada competición.  Una de las mayores satisfacciones para un entrenador es que exista una relación entre lo que se entrena y se planea en los entrenamientos y que esto se vea reflejado en las competiciones. Esto parce sencillo pero al final es lo más complicado, sobre todo en las fases cuando el equipo tiene la posesión del balón, que considero que es lo más difícil de entrenar.

TRATAR A CADA JUGADOR DE UNA FORMA DIFERENTE. Recuerdo que cuando llegue a México pasaba mucho tiempo con Xabier Azkargorta conversando sobre muchos aspectos de la profesión de entrenador. Recuerdo que en una de esas conversaciones, él me hablo de esto. De que a cada jugador hay que tratarlo de una forma diferente, que no a todos los jugadores se les puede tratar de la misma manera para conseguir que rindan al máximo nivel posible. Creo que no podemos nunca perder de vista que nuestra principal reto como directores de equipos es que todos los jugadores rindan al máximo nivel y saquen alcancen su máximo potencial.

El entrenador de baloncesto Bozidar Malikovic decía  que a los entrenadores se nos debe juzgar por el peor jugador del equipo. “Si el peor jugador del equipo ha mejorado, la labor del entrenador ha sido buena”. Mejorar al jugador y mejorar al equipo deben ser nuestras máximas obsesiones. Recuerda que para alcanzar el máximo potencial, se consigue por medio de las emociones positivas. De esto hablaremos otro día.

Ahora os dejo que veáis la conversación entre Pep Guardiola y Juanma Trueba. Que la disfrutéis!!!!

 


¿Cómo lideras?

El liderazgo es quizás la cualidad más importante que debe tener un entrenador de fútbol. Cada día se invierte más dinero dentro de las empresas para formar en liderazgo a sus empleados y directivos. En el fútbol, la capacidad de dirección del equipo por parte del entrenador, es el aspecto más valorado por los futbolistas y es lo que diferencia que un entrenador pueda entrenar en categorías superiores y mantenerse en dichas categorías más o menos tiempo, debido a las exigencias de demanda el puesto.

Daniel Goleman, Richard Boyatzis y AnnieMcKee nos aportan mucha información útil y determinante para los entrenadores al unir aspectos como la inteligencia emocional y el liderazgo en su libro “El líder resonante crea más” (2004).

Los auténticos líderes son capaces de crear un clima positivo dentro de sus equipos por su capacidad de inspirar en otros energía, pasión y entusiasmo. El liderazgo efectivo, la resonancia, es saber controlar y utilizar adecuadamente esas emociones.

Dentro de los estilos de liderazgo resonante, los autores diferencian los siguientes:

El estilo  de liderazgo visionario es capaz de esbozar un objetivo común que resulta movilizador para todos. Crea un clima de trabajo y convivencia muy positivo y aporta una dirección clara de funcionamiento, ya que son los propios deportistas o empleados los que definen el objetivo común.

El estilo de liderazgo coaching es el estilo en que el líder inspira con su visión al equipo de trabajo. Se interesa mucho por el crecimiento personal de sus empleados o jugadores preguntándoles por sus sueños, por sus metas dentro de la empresa o el equipo y les ayuda a desarrollar su potencial a largo plazo.

El estilo de liderazgo afiliativo, que es el estilo de líder o entrenador que busca la buena relación con sus jugadores, crear un clima de convivencia positivo y en que existe una gran comunicación entre todas los departamentos de la empresa o todos seres humanos que forman un grupo deportivo.

El estilo democrático en el que tiene en cuenta los valores personales y estimula el compromiso gracias a la participación de todos los miembros consiguiendo asimismo un clima positivo dentro del equipo.

Todos estos estilos de liderazgo favorecen la resonancia dentro del equipo a la vez que fomentan el clima positivo y ayudan a la consecución de metas y éxitos deportivos o empresariales.

Así mismo, hay estilos de liderazgo disonantes que para ciertos casos también es positivo utilizarlos, pero con mucha precaución ya que su utilización de una forma predominante puede tener consecuencias muy negativas.

El estilo de liderazgo timonel en el que el líder establece objetivos desafiantes y muy estimulantes pero que su día a día dentro del grupo puede ser muy desgastante y puede “quemar” al grupo debido a su persistencia y exigencia continuada. Pueden ser útil en el corto plazo y se necesita un equipo muy competente y motivado para alcanzar dichos objetivos. El seguimiento constante por parte del líder a sus miembros,puede llegar a agotarles mentalmente con lo que a largo plazo los efectos no son positivos.

El estilo de liderazgo autoritario es el más negativo de todos en cuanto al clima que se establece dentro del equipo y suele ser muy mal aplicado por parte de los líderes. Es lo más relacionado con el antiguo concepto de jefe, con dirigir más que liderar. Para momentos puntuales puede ser positivo su utilización pero al igual que con el estilo de liderazgo timonel su abuso causa grandes consecuencias para la organización o equipo deportivo.

El aspecto más importante que hay que tener en cuenta, es que el líder debe usarlos todos ellos en función de la necesidad y del momento requerido. Siempre debe haber un predominio de uno o dos estilos de liderazgo y es difícil encontrar a alguien que domine con maestría más de tres estilos y los sepa utilizar en cada momento en su justa medida y de la forma adecuada.

Pero, ¿cual es el mejor de todos ellos? Según los autores, el estilo visionario unido al estilo coaching se ha demostrado que son los que mejores resultados probados consiguen y son los estilos más potentes a utilizar predominantemente por parte del líder o entrenador.

Estos son algunos de los aspectos que podéis encontrar en este fabuloso material de liderazgo e inteligencia emocional y que os recomiendo si queréis profundizar más en la mejora de las habilidades de liderazgo.

Comprar en Amazon: Lider resonante crea mas, el (Bestseller (debolsillo)


Actitud positiva, objetivos comunes y valores.

El pasado 21 de febrero hemos empezado el primer Training Camp con el equipo. Es un equipo que conozco bastante bien ya que el año pasado he estado supervisando el trabajo con este equipo en Training Camps que hemos realizado en Qatar, España y Portugal, entre los más destacados.

El objetivo este año es clasificarnos para la Copa de Asia del año que viene. Los cuatro mejores equipos en la Copa de Asia, son los que tienen acceso a jugar el Mundial Sub 17 en Chile en el 2015. Arabia Saudí ganó la Copa del mundo en el año 1989, pero desde ese año no se ha vuelto a clasificar para una Copa del Mundo sub 17.

El reto que tenemos es bastante ambicioso teniendo en cuenta que este año es la primera vez que hay liga de esta edad en Arabia Saudí. Dentro de unos días se jugará la Liga Nacional con 32 equipos clasificados, después de haberse clasificado como primeros o segundos de grupo de su provincia.

Existe un dato revelador y es que en la provincia de Riyahd de unos 6 millones de habitantes sólo hay 5 equipos registrados en esta liga local. La mayoría de los jugadores de la selección pertenecen a los equipos inferiores de los equipos de primera división. Por lo que para fortalecer al equipo tendremos que visitar a los equipos de otras regiones donde estamos convencidos que existen jugadores que nadie ha visto y hacer un buen proceso de scouting.  El día 6, 7 y 8 se jugarán 17 partidos de esta categoría en todo el país. Los entrenadores de la Federación nos dividiremos el trabajo para ver todos los partidos y después del Training Camp de España, haremos una concentración corta de 3 días para ver sólo jugadores nuevos y ver si alguno mejora el actual nivel de la selección en alguna demarcación. El resto del tiempo seguiremos visitando las provincias en busca de nuevos jugadores. Siempre que nos ahondamos a zonas donde no hay equipos vemos a algún jugador interesante.

Lo que más me ha gustado en la primera concentración de Riyahd ha sido la actitud positiva de los jugadores. Tiene unas ganas enormes de hacer algo importante para su país. Hicimos una dinámica para determinar nuestras metas y objetivos comunes así como los valores del equipo. En ella pude percibir su ambición. Lo primero que me gusta hacer cuando empiezo a entrenar a un equipo es determinar bien clara cual es nuestra visión, a donde vamos, que es lo que queremos y sobre todo, como queremos conseguir nuestras metas y objetivos.

Tener un objetivo común es el primer paso, para que todos podamos trabajar en la misma dirección. También hemos determinado cuales queremos que sean nuestros valores como equipo y por qué queremos que nos reconozcan.

Valores como el compromiso, tener una mentalidad ganadora, el sacrificio, la perseverancia, etc; los tendremos presentes en todo momento y nos servirán de guía durante los más de 120 días que estaremos juntos esta temporada para conseguir clasificarnos para la Copa de Asía 2014 del 21 al 30 de septiembre, en sede aún por determinar.

Espero que podamos disfrutar juntos del camino y desde aquí ir compartiendo con vosotros el proceso.

Gracias por estar al otro lado.